El corta césped para cada parque

A la hora de elegir su primer cortacésped o de cambiar uno obsoleto, suele ser difícil elegir entre todos los modelos existentes. ¿Segadora eléctrica o de combustión? ¿Empujar o autopropulsarse? ¿Cuál es el cortacésped adecuado para la zona de mi jardín? Respondemos a todas estas preguntas en nuestra guía para ayudarle a elegir el mejor modelo de cortacésped para usted y su jardín.

¿Cómo elegir un cortacésped?

Hay una serie de criterios que hay que tener en cuenta a la hora de elegir un cortacésped. Le darán una idea clara de lo que puede esperar de su cortacésped.

El perfil del jardinero

El primer criterio a tener en cuenta eres tú. Si eres un jardinero aficionado, debes optar por cortacéspedes fáciles de usar, como los eléctricos. Si eres asiduo y te gusta la jardinería, no dudes en ir a por modelos térmicos o incluso tractores cortacésped. Ten en cuenta también tu tamaño físico, necesitas más o menos fuerza según el modelo de cortacésped que elijas.

Cortar el césped puede ser un ejercicio agotador y, si no es un deportista, debería preferir los modelos autopropulsados en lugar de los empujados. Por supuesto, esto también depende del tamaño de su jardín, cuya importancia veremos en el siguiente párrafo.

cortacésped

El tamaño del jardín y la potencia necesaria del cortacésped

El tamaño de su jardín determinará en gran medida la elección del modelo de cortacésped. La superficie del césped a cortar influirá en cuatro características de su cortacésped:

  • Avance: empujado o tirado
  • El motor: manual, eléctrico o térmico
  • Potencia: de 1kW a +8,6 kW
  • Ancho de corte: Entre 30 y 122 cm

Su elección también estará influenciada por el confort que espera de su cortacésped, por ejemplo, si no quiere ningún ruido, elija un modelo eléctrico. Si no quiere ocuparse de la recogida de la hierba, puede elegir un cortacésped con la opción de mulching que le evite este paso tan tedioso. Si es realmente alérgico a la siega y quiere hacer lo menos posible, entonces un cortacésped robótico es el camino a seguir.

No olvides tener en cuenta también los posibles desniveles de tu césped, si hay pendientes que subir y bajar, no debes descuidar este elemento en la elección de tu cortacésped. Puede ser difícil segar estas zonas con un cortacésped de empuje, por ejemplo.